Procedimientos diagnósticos y terapéuticos

Videoendoscopía digestiva alta

La endoscopía permite al médico examinar el revestimiento de la parte superior del tracto gastrointestinal, que incluye el esófago, el estómago y el duodeno (la primera parte del intestino delgado).
El médico utiliza un tubo delgado y flexible con lente y fuente de luz propias, llamado endoscopio, y visualiza imágenes en un monitor de video. Este procedimiento ayuda al médico a evaluar los síntomas de dolor abdominal superior, náuseas, vómitos o dificultad para tragar. Es la mejor prueba para encontrar la causa del sangrado del tracto gastrointestinal superior.
Debido a que el estudio puede resultar incómodo y ocasionar molestias, frecuentemente un anestesiólogo se encarga de realizar la sedación anestésica para mayor comodidad y seguridad. Durante el estudio es habitual la toma de biopsias, es decir, de pequeños fragmentos de tejidos del tubo digestivo para un posterior examen por un anátomo patólogo. Existen múltiples indicaciones para efectuar una biopsia, por ejemplo, para detectar la presencia de una bacteria llamada helicobacter pylori vinculada con enfermedades gastro-duodenales.

Colonoscopía

La colonoscopia permite al médico examinar el revestimiento del colon (intestino grueso) para descartar anormalidades. el procedimiento se lleva a cabo insertando en el ano un tubo flexible del grosor de un dedo y haciéndolo avanzar lentamente hasta llegar al recto y al colon. Este instrumento, llamado colonoscopio, tiene su propia lente y fuente luminosa y le permite al médico visualizar imágenes en un monitor de video. Su principal indicación es el estudio en la prevención del cáncer colorrectal.
Debido a que el estudio puede resultar incómodo y ocasionar molestias, frecuentemente un anestesiólogo se encarga de realizar una sedación anestésica para mayor comodidad y seguridad. si es necesario, se pueden realizar biopsias con una pinza milimétrica que se introduce a través del endoscopio (existen múltiples indicaciones para efectuar una biopsia). si se presentan pólipos, el médico puede tomar biopsias o extraerlos. por lo general, estos procedimientos no provocan ningún dolor.

Polipectomías, resecciones mucosas (mucosectomía)

Los pólipos son protuberancias que se encuentran en la luz del aparato intestinal, las polipectomías son la extirpación de pólipos tanto gástricos como colónicos a través de la endoscopia alta o baja.
Las resecciones mucosas (mucosectomía) se realizan para extraer lesiones premalignas y malignas, y hoy es considerada el procedimiento de elección para lesiones polipoideas sésiles, planas, pudiendo obtener resecciones completas de la mucosa para su estudio histopatológico, pudiendo evitar procedimientos quirúrgicos mayores.

Colocación de clips

Los clips endoscópicos se colocan para realizar hemostasia de lesiones sangrantes o para cierre de resecciones o polipectomías.

Gastrostomía endoscópica percutanea

Es un procedimiento mediante el cual se coloca un tubo flexible de alimentación a través de la pared abdominal hasta el estómago. Permite la nutrición, la administración de líquidos y/o medicamentos directamente en el estómago sin pasar por la boca y el esófago.
Los pacientes que tienen dificultad para tragar, problemas con el apetito o la imposibilidad de nutrirse de manera suficiente por vía oral pueden beneficiarse con este procedimiento.

Colocación de stent

Un stent es un pequeño tubo cilíndrico que se usa para aumentar el diámetro del tubo digestivo, el cual se encuentra obstruido por distintas patologías. Los stents se pueden colocar en el esófago, conducto biliar, colon, recto y en estrecheces de uniones quirúrgicas.

Dilataciones con bujías de Savary o balones

La dilatación con bujías o balones consiste en introducir a través del endoscopio en la luz del esófago o colon, accesorios para aumentar el diámetro de la luz del órgano como tratamiento de estenosis (estrecheces) funcionales o anatómicas de diversas etiologías.

Utilización de argón plasma (Erbe)

La coagulación con argón plasma es una técnica de coagulación térmica sin contacto, la cual puede ser aplicada endoscópicamente. Se realiza para tratamiento de lesiones vasculares difusas o localizadas como angiodisplasias en estómago, colitis por radiación o actínica, las cuales producen sangrados.

Tratamiento con bandas elásticas (banding) para várices esofágicas

Las várices esofágicas se desarrollan a causa de enfermedades hepáticas,  estas son venas ensanchadas que se pueden encontrar en el esófago o en estómago, las cuales pueden romperse y sangrar. El tratamiento consiste en colocar bandas elásticas sobre las várices para disminuir la posibilidad de episodios de sangrado

Colocación de balón intragástrico

El balón gástrico es una alternativa para bajar de peso sin cirugía, el tratamiento está enfocado para personas que desean un intenso período de pérdida de peso y que entienden que deben mantener un programa alimenticio razonable después de finalizar el proceso.
El balón está diseñado para inducir la pérdida de peso llenando parcialmente el estómago, esto ayudará a sentir menos hambre y sentirá saciedad más rápido.

Estudio del intestino delgado por cápsula endoscópica (Pillcam)

Su médico le dará una cámara de vídeo del tamaño de una píldora para que la trague. Esta cámara tiene su propia fuente luminosa y toma imágenes de su intestino delgado a medida que lo recorre. Estas imágenes son enviadas a un pequeño dispositivo de grabación que usted lleva sobre su cuerpo. Su médico podrá visualizar estas imágenes con posterioridad y brindarle información útil referida a su intestino delgado. Esta técnica requiere preparación del intestino y permite la detección principalmente de patologías del intestino delgado (duodeno, yeyuno, íleon). No permite la toma de biopsias o la extirpación de pólipos.

Colangiopancretografía (cpre) diagnóstica y terapéutica

La colangiopancreatografía retrógrada endoscópica o cpre es una técnica especializada que se usa para estudiar los conductos de la vesícula, el páncreas y el hígado. Los conductos son vías de drenaje; los del hígado se denominan conductos hepáticos o biliares. El médico introduce un endoscopio a través de la boca, el esófago y el estómago del paciente, hasta llegar al duodeno (la primera parte del intestino delgado).

El endoscopio es un tubo delgado y flexible que permite al médico observar el interior del instestino. Una vez que el médico visualiza la abertura común de los conductos procedentes del hígado y del páncreas, denominada papila duodenal mayor, pasa un fino tubo de plástico, denominado catéter, a través del endoscopio y lo introduce en los conductos. Luego inyectará un material de contraste (colorante) en los conductos pancreáticos o biliares y tomará radiografías.

Estudios Funcionales

Manometría esofágica

Es una práctica de demanda creciente que permite evaluar la función principal del esófago: el transporte de comida de la boca al estómago. la manometría esofágica presta una destacada utilidad ante las siguientes situaciones:

  • Pacientes con dificultad para deglutir.
  • Previo a cirugía, por reflujo gastroesofágico.
  • Dolor torácico de causa no cardíaca.
  • Enfermedades no digestivas con compromiso esofágico: diabetes, esclerosis  progresiva, accidente cerebrovascular.

Manometría anorrectal

Permite estudiar la motilidad de la región y evaluar los esfínteres anales interno y externo. Principales indicaciones:

  • Constipación crónica.
  • Incontinencia fecal.
  • Dolor torácico de causa no cardíaca.
  • Evaluación de la funcionalidad de la región, previo al cierre de una colostomía.
  • Selección de pacientes para ser tratados con biofeedback, por constipación o incontinencia.

Biofeedback

Es un moderno método terapéutico que permite reeducar la función esfintérica y la coordinación de los músculos del piso pélvico.
sus indicaciones son:

  • Constipación pélvica.
  • Incontinencia fecal.

Phmetria esofagica de 24 horas

Método diagnóstico que consiste en la medición constante de la acidez intraesofágica durante lapsos variables de tiempo, generalmente 24 horas, lo que permite apreciar la totalidad de las características del patrón de reflujo en cada paciente en particular.

Nutrición

Clinica:
A cargo de licenciadas en nutrición se ofrece a la comunidad atención a personas de todas edades, que deseen tanto mejorar su calidad de vida y nutricional como también pacientes con patologías como:

  • Sindrome metabolico
  • Diabetes
  • Hipertension
  • Sobrepeso y obesidad
  • Enfermedad celÍaca y trastornos relacionados con el gluten
  • Patologías gastricas, pancreaticas y hepaticas
  • Sindrome de intestino irritable
  • Enfermedades inflamatorios
  • Oncológicos
  • Soporte nutricional entre otras…
    Se realiza una evaluación dietética-nutricional (historia dietética, gustos, hábitos, horarios de trabajo o estudio) mediciones antropométricas y se diseña el plan de alimentación personalizado y adecuado a la situación clínica del paciente. De esta manera, el paciente es seguido y acompañado resolviendo cualquier dificultad que se presente, siendo citado con mayor o menor frecuencia dependiendo de la situación clínica y evolución individual permitiendo realizar cambios pertinentes en caso de ser necesario.

 

Responsabilidad Social

  • Talleres a la comunidad de enfermedad celiaca
  • Participación junto a las diferentes unidades de la institución de charlas informativas
  • Realización de trabajos de investigación
  • Publicaciones en revistas de interés médico y nutricional

Prevención del cáncer de colon y recto

La estrategia de prevención y detección temprana es para este grupo la consulta médica en una “consejería de evaluación de antecedentes y riesgo”, llevada adelante por gastroenterólogos o médicos clínicos entrenados, que realizarán una estratificación del riesgo de los individuos, establecerán los estudios, tratamientos y el seguimiento de los pacientes.

 

¿Quiénes deben realizarse el estudio de tamizaje para Cáncer colorrectal?

 

Personas con riesgo habitual o promedio de CCR:

  • Ambos sexos, entre 50 y 75 años. 
  • Sin antecedentes personales o familiares.
  • Sin síntomas que puedan relacionarse con patología colónica

Personas con riesgo incrementado:

  • Personas con antecedentes personales de pólipos adenomatosos o cáncer colorrectal
  • Personas con antecedentes familiares de adenomas o cáncer colorrectal
  • Personas con antecedentes de poliposis adenomatosa familiar u otras
  • Poliposis colónicas
  • Personas con antecedentes de enfermedad inflamatoria intestinal (Colitis ulcerosa – Enfermedad de Crohn)
  • Personas que cumplan criterios clínicos de cáncer colorrectal hereditario no asociado a poliposis (síndrome de Lynch)
  • Donde Estamos
  • Urquiza 358
  • Santa Rosa 748
  • Santa Rosa 994
  • La Rioja 757
  • Córdoba Capital, Córdoba
  • Horario de Atención
  • Lunes a Viernes de 8 a 20 hs
  • Guardia permanente las 24 hs
  • Teléfono de Turnos
  • 0810-444-2242
  • Lun a Vie 8 a 20 hs